Me siguen...

Traductor

viernes, 4 de febrero de 2011

LA CORTINA Y EL VIENTO

Sentada en mi sillón, gozo de la briza que entra por la ventana.  Después de días de lluvia, todo brilla renovado.
Es un aire de suaves ráfagas, que juega con la cortina, comienza suave, como anunciando su llegada.  La tela se mece lenta,  comienza a levantarse,  a medida el aire cobra bríos.  Como asustando a los presentes,  irrumpe vigoroso, y levanta a la cortina, esta en un florido manteo de verónica,  le da el pase al imaginario toro.  Las hojas de los álamos carolinos aplauden, y yo, para mis silencios grito, Olé¡¡¡  Allá en los corredores, enojado, golpea puertas y ventanas.  Viene girando embravecido, en rumor de hojas, le cierro la ventana... y Olé¡¡¡

25 comentarios:

  1. La naturaleza toca a orquesta cuando se mete en los hogares... Un relato que me gusta, querida Abuela. Tras la lluvia parece que la vida cambia de aspecto, y las sensaciones también.

    Un abrazo,

    Luis.

    ResponderEliminar
  2. Casi que puedo sentir que esa ráfagas me acarician la cara. Muy lindo paisaje has descripto.
    Un abrazo abuela.

    ResponderEliminar
  3. Gracias por este hermoso compartir sabe gracias por trasmitir tanta belleza al sabor cad momento de su vida son caricias de Dios gracias por su sencillez y alegría llegan unidas en oración y un abrazo me atrevo a decirle abuela gracias

    ResponderEliminar
  4. Hola abu.

    El viento mece las cortinassuavemente.

    Como suaves son tus post querida amiga.

    Besos, Montserrat

    ResponderEliminar
  5. Linda es la lluvia que baña a la bella naturaleza y le da vida...hermoso es el aire que acaricia nuestro rostro y nos hace sentir que estamos vivos...lindo leerte amiga querida...un enorme abrazo con mis mejores deseos para ti y toda tu familia..feliz fin de semana

    ResponderEliminar
  6. Muy bonito tu relato y tu blog...
    La naturaleza es caprichosa y por veces tiene de esas cosas y sale como embravecida golpeando a todo lo que pilla por delante.
    Felicidades.

    Un saludo,Vega Pasión.

    ResponderEliminar
  7. El viento nos remueve por fuera igual que por dentro, querida amiga.
    Tus relatos 'cotidianos' son divinos :)

    abrazo de viernes

    ResponderEliminar
  8. Me encanta cuando describes estos momentos simples de la vida diaria , como en la sencillez de las cosas te elevas...
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  9. ¡Se ve abue, se ve! ¡Qué donaire para darle entidad propia a las pequeñas grandes cosas...!

    Besotes y buen fin de semana :)

    ResponderEliminar
  10. Qué grande amiga, haces maravillas de un relato tan simple. Felicitaciones.
    CAriñossssssssssssssssssssssssssss

    ResponderEliminar
  11. ¡Ole esas verónicas de recibo y ese molinete de despedida para cambiar de tercio!
    Así se reciben los vientos, Abuela.
    ¡Que vayan con viento fresco a campo abierto!¡Que lo lidien los caballos!
    Traen una tarde de lluvia para pasarla por naturales...a cubierto.
    Un abrazo.
    Que tengas una buena tarde y que sigas con tanto arte a capotazos con la lluvia y con el viento.

    ResponderEliminar
  12. tienes una alma poetica, querida abuela, capaz de inspirarse en un vaivén de cortina e transformarlo en tan hermoso texto

    ResponderEliminar
  13. Pues ¡Olé! Querida Abue. bien relatado un instante de viento.

    Un fuerte abrazo cariñoso para ti.

    ResponderEliminar
  14. Querida abu, es precioso leerte porque te imagino sentada en el fresco, casi imposible, del verano contemplando el movimiento del viento...que te ha salido delicisiomente torero.
    Te felicito.
    Un beso muy grande.

    ResponderEliminar
  15. Me he imaginado a ti sentada en tu butaca y oliendo ese perfume que hace la tierra después de la lluvia y que me encanta.

    Un abrazo amiga y sigue deleitándonos con tus fabulosos relatos.

    ResponderEliminar
  16. A mi también me encanta el viento, Abu, aunque por aquí últimamente, además de juguetón, sopla gélido... lo que es un poco menos agradable. Abrazos, ;-)

    ResponderEliminar
  17. Que lindo escribis abuela, justamete acabo de cerrar la ventana porque el viento está haciendo lio y ole!! Besos tía Elsa.

    ResponderEliminar
  18. Y AL FINAL ME DIVIRTIÓ TU ESCRITO.
    BESOS

    ResponderEliminar
  19. En la ciudad no le doy la bienvenida al viento, pero qué hermoso cuando mece las copas de los arboles,haciendoles hablar!

    Feliz domingo, madame

    Bisous

    ResponderEliminar
  20. Huy, ese viento como un toro de lidia. Olé, Abu querida!!! Y otro beso.

    ResponderEliminar
  21. después del calorón que me han contado se siente por estos días en la Argentina, te habrá caído bien ese viento, querida Abuela.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  22. Yo imagino una casita estilo rural, muy sencilla. Estoy pegado junto a la ventana y veo sol radiante de una mañana cerca de las 12 del medio día. Se percibe el olor a hierba, de los árboles, que como tu dices, las hojas al "aplaudir" expelen ese aroma de vegetación. El aire es muy fresco. Huele a leña de patio, a fogón recién utilizado. Se me antoja fumarme un buen puro.

    ResponderEliminar

Entre Chivitos

Entre Chivitos

Mateando

Mateando
Se ha producido un error en este gadget.