Me siguen...

Traductor

lunes, 7 de febrero de 2011

MUNDOS OCULTOS

A esa hora en que todo se desdibuja, las risas de los niños apagándose, anunciaban que se iba el día.  Por las calles de tierra, avanzaban con la brisa, olores de frituras.  En los patios pobres, ardían los fogones calentando ollas y sartenes, renegridos por el uso  .Colgadas de alguna rama, las lámparas quemaban querosen, el bicherío se empeñaba en acosar los pabilos, hasta que confundidos, caían en la llama.  Los platos contenían la escasa comida, con mucho líquido, donde se sopaba el pan, que remplazaba a los alimentos ausentes.  Con la llegada de la noche, se aplacaba la actividad, algún llanto de niño buscando el regazo, dormirse sobre la vida latiendo en las entrañas maternas.  Podían dar vida, y carecían de todo, casi el único derecho que ejercían, por ahora, pues ya se estudia planificar los nacimientos.  Entonces, ya no tendrán nada, no poseerán la tierra...ni la vida.  Serán los híbridos de una sociedad que solo ama la belleza, y los triunfos, la que esconde sus pobres tras los muros, y encarcela sus ancianos, para no verlos, temiendo recordar, el futuro que tendrán.  Hay algo que el hombre no puede ocultar, ni detener, el tiempo,  gran justiciero.

27 comentarios:

  1. Buenos días, amiga. Te leí con emoción destapando verdades que otros se empeñan en ocultar. Un abrazo.
    Que tengas una semana radiante.

    ResponderEliminar
  2. Buenos días Abue, desembocamos en lo inevitable, el tiempo, claro gran justiciero. cierto lo que dices.

    un gran beso.

    ResponderEliminar
  3. Grandes verdades en pequeñas palabras...

    Saludos,Vega Pasión.

    ResponderEliminar
  4. gracias abuela por su compartir no somos dueño del tiempo ni lo podemos de tener pero lo podemos vivir en plenitud gracias por tanta belleza ensu compartir aprendo unidas en oración y un abrazo

    ResponderEliminar
  5. Muy buena descripción, gracias y saludos.

    ResponderEliminar
  6. Esos mundos ocultos que muchos no quieren ver donde abunda el hambre,la pobreza y no ven futuro posible.
    Una fantástica descripción de ello.

    Un beso fuerte amiga.

    ResponderEliminar
  7. Nosotros mismos convertimos a veces en cruel al justiciero. El tiempo sería más amable con los ancianos si nosotros no los apartaramos tras un muro.

    Feliz tarde, madame

    Bisous

    ResponderEliminar
  8. A través de la vista
    visualizo tu nombre
    en el idioma de los duendes...

    A través del oído
    siento como las notas van dejando
    marcado cada encuentro...

    A través del olfato
    recibo el aroma de hinojo
    que bordea tu apartado de reposo.

    A través de los sentidos
    palpamos la vida
    y gozamos del mundo

    A través del horizonte
    percibo el paisaje,
    que se abre y me atrae
    para desearte
    una semana radiante

    María del Carmen

    ResponderEliminar
  9. Hola querida abuela, que triste realidad has pintado, la que se viven en tantos pequeños pueblos y barrios de nuestra Argentina.
    Quiera Dios y el tiempo que la justicia llegue en algún momento.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  10. Asi es el mundo de ingrato, intenta ocultar lo que consideran feo o desagradable mintiendose a si mismo sobre su existencia.
    Un abrazo Abuela.

    ResponderEliminar
  11. Boa tarde!

    Uma excelente semana pra você e que Deus te abençoe!

    Beijo grande!

    ResponderEliminar
  12. Mi madre, sabia por ser madre o por edad, con frecuencia me repite. Tu haras lo que tu hayas visto hacer.
    Será por eso, que vive en tranquilidad de que el tiempo le hara justicia en la tierra.

    Gran compasion padezco por aquellos que arrinconan a su abuelos y se centran en su mayor ego.. ellos mismos.

    Un fuerte abrazo.
    me encantaronn tus letras, asi como el comentario que me dejaste..

    ResponderEliminar
  13. Letras llenas de grandes verdades mi querida amiga...el tiempo es el encargado de hacernos ver nuestros errores...tiempo que no perdona nunca..un abrazo desde mi corazón al tuyo..feliz inicio de semana

    ResponderEliminar
  14. El Señor de las barbas blancas... Estamos de paso y todo llega amiga. También la justicia. Me ecnató leerte una vez más.

    ResponderEliminar
  15. Qué bien juegas con las palabras, cuánto has aprendido. tiempo al tiempo como dirían los más grandes, todo en su momento y a su debido tiempo.
    Besosssssssssssssssssssssssssssssssss

    ResponderEliminar
  16. esta asturiana te manda un besin muy grande y te da miles de gracias por compartir tantas verdades tan bien y educadamente dichas. ¡¡¡ole,ole¡¡

    ResponderEliminar
  17. Hola Abuela, tenés un premio en mi blog. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  18. Felicidades por esta grán entrada donde hay grandes verdades
    Gracias abuelita por compartir.
    Con cariño Victoria

    ResponderEliminar
  19. Así es, ni más ni menos... tal cual lo has dicho. Certera -como siempre- en tus apreciaciones, amiga, directa a nuestras conciencias.

    Besos

    ResponderEliminar
  20. Tiene que pasar mucho tiempo, para poder aprender algo tan básico. Así somos.
    Muchos besos

    ResponderEliminar
  21. Pues sí: el mundo seguirá siendo de los triunfadores, bellos y jóvenes. Al menso así nos lo han vendido, querida abuela.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  22. Abuela, el post de hoy es sencillamente maravilloso.

    ResponderEliminar
  23. Oye Abu, buen relato, bastante certero en crítica social, muy bueno, pero has sabido algo de qué nos deparan los dueños del mundo de hoy. Es terrible, pero bueno ese tema lo dejamos para en otro momento. Besos Abu querida. Ah y gracias por tu visita y bienvenida eres.
    Salud-os desde mi torbellino existencial.

    ResponderEliminar
  24. Hola abu:

    Tengo la esperanza, que debido a la experiencia de lo que sucede en la actualidad, nuestros nietos/as, crezcan en unos valores renovados de amor al prójimo.

    ResponderEliminar
  25. Como dijo Montserrat, también creo que el mundo puede cambiar para mejor. Es muy triste ver el sufrimiento de las personas, vivimos en tiempos difíciles, querida abuela. Un abrazo, mi amiga

    ResponderEliminar
  26. nadie, puede deterner el tiempo, nadie ni nada. Siempre nos alcanza.

    Saludos

    ResponderEliminar

Entre Chivitos

Entre Chivitos

Mateando

Mateando
Se ha producido un error en este gadget.