Me siguen...

Traductor

viernes, 10 de junio de 2011

VINO AMARGO

Bebo el vino
sueño tu sangre, quien calienta mi pecho
sacra bebida, que alimenta fantasías
cumplidas en delirios de ausente realidad.
Busco la imagen compacta
que rompa mi sueño, pero es inútil
encontrar en los vahos el crujir
de los corazones rotos.
Donde te encuentro
ingrato amor de mentiras
que me llevas atado a tus pies
me arrastras
desollando la esperanza.
Vino amigo
que tu cepa me renueve
en retoños de sabores
que alivien mi sufrir.

34 comentarios:

  1. Pero sin hacerse dueño de nuestras voluntades, amiga :) vino dulce y amargo pero de poquito en poquito

    tristes versos que calan hondo. Dos abrazos

    ResponderEliminar
  2. Que encuentres vino suave, amiga. Tus versos desgarrados tienen la fuerza del dolor y la acritud del vino fuerte, con cuerpo, machacón. Un abrazo desde la orilla.

    ResponderEliminar
  3. Hola mi buena amiga, pasé por aquí por tú hermoso espacio para saludarte y también agradecerte tus bonitos comentarios que siempre me dejas cuando me visitas. Bonito post, con un desgarrador poema que tonifica las palabras del ingrato amor de mentiras, que siempre arrastra mucho dolor por donde va, eso es el amargo sabor que muchas veces pagamos. Que pases un feliz fin de semana lleno de sensaciones positivas. Un beso desde la distancia de un amigo.

    ResponderEliminar
  4. Si, a veces el vino acalla los recuerdos.

    Bien escrito, abuela. Un lujo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  5. En vano buscamos la amistad del vino cuando hay tristeza y sufrimiento. Ocurre muchas veces que se torna entonces nuestro mayor enemigo.
    En cualquier caso, hoy le ha inspirado a usted un bello poema.

    Feliz fin de semana

    Bisous

    ResponderEliminar
  6. Menos mal que existe el vino, al menos, para unirnos un poco muy de vez en cuando. Un abrazo!

    ResponderEliminar
  7. Buienas nocheds AmeUna Poesía bella y con dolor.
    Hay una canción que se llama vino amargo.

    Recibe un abrazo desde Valencia.

    Besos, Montserrat

    ResponderEliminar
  8. querida abu por fín puedo visitarte, el blog me ha dado problemas para comentar, me gusta tu entrada, un poema triste que busca aliviarse con ese vino amargo que hac menos duro el sufrimiento, tu poema me parece un tango triste y amargo.Besitos y buen fin de semana.

    ResponderEliminar
  9. Se hace amargo cuando lo tomas como aliciente para calmar heridas.
    Mis abrazos Abue te extrañaba :(

    ResponderEliminar
  10. Siempre se puede dejar a un lado el vino amargo, dejar dormir al recuerdo y comenzar con vino dulce y nuevo...
    Un abrazo Abuela

    ResponderEliminar
  11. Hola, Abue:

    Habrá que encontrar la manera para hacer de ese vino un dulce manjar.

    Abrazos.

    ResponderEliminar
  12. Los recuerdos se hacen mucho más fuertes al probar ese vino amargo que a veces puede hacernos mucho daño mi querida amiga...te deseo una noche llena de paz y un fin de semana lleno de amor ..un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  13. Se lee rico, un poema lleno de sabor :)
    Precioso siempre leerte!

    cariños1

    =) HUMO

    ResponderEliminar
  14. El vino todo lo borra. ¡No! Abue es broma, pero un vinillo de vez en cuando no viene mal.

    Lindo.

    Muchos besos.;)

    ResponderEliminar
  15. Aunque sea amargo,abuela,el vino ayuda a pasar las penas.
    Un abrazo,grande.
    El tejón.

    ResponderEliminar
  16. Hay veces que hemos de recurrir a consuelos amargos, tal es lo que se sufre.
    Besos, Abu.

    ResponderEliminar
  17. Un buen vino, una buena conversación, alrededor de una mesa y con un buen amigo/a, así el mundo es diferente... Besos abuela, me encanta. Julie

    ResponderEliminar
  18. Los vinos amargos no son amigos de amables ágapes. Optemos por ese vino aromático que inunda nuestros sueños de fragancias armónicas y frutales.
    Gracias por el paso por mi blog que me ha permitido conocer el tuyo, en el cual, me quedo curioseándolo mientras paladeo un buen caldo.

    Saludos cordiales.

    ResponderEliminar
  19. Eres una poetisa muy buena... cuanto sentimiento!!! un abrazo abu

    ResponderEliminar
  20. El vino es para disfrutarlo, abue, no para que nos haga olvidar las penas, porque cuando se nos pasan los efluvios, las muy desgraciadas siguen allí ;)

    Marche un tintillo dulzón para este poemazo al que lo único que le faltaría es un "chan chán"...

    Besotes, querida amiga.

    ResponderEliminar
  21. Abuela, gracias por hacerte seguidora de MentesTrotadas. Un beso desde Andalucía.

    ResponderEliminar
  22. Dicen que el vino a veces alivia algún desengaño. La cuestión es cuando pasa su compañía...
    Un placer esta visita.

    Un saludo grandote, que pases un lindo domingo.

    ResponderEliminar
  23. Hola, Soy Kevin matus, del blog: Sueños de un pequeño poeta... gracias por pasar a mi espacio, espero que te haya gustado!!! y gracias por la visita, y yo encantado de quedarme por aqui... me gusta mucho tu espacio y tus fotos!!!

    un abrazo desde Mexico, cuidate que estes bien!!!

    PD: te escribo anonimo porque Blogger no me da chance de comentar como mi cuenta de usuario.

    ResponderEliminar
  24. "es inútil
    encontrar en los vahos el crujir
    de los corazones rotos."

    simplemente estupenda

    ¿vino? sí, con moderación, una copita comiendo o con amigos, pero sí...

    ResponderEliminar
  25. Pues bebamos pues el buen vino y dejemos que la vida pase....

    Saludos.

    ResponderEliminar
  26. Como siempre estupendo post. Un placer volver por tu casa.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  27. Amiga bloguera , profundo versos amargos y fuertes como el vinagre de vino . Brindemos con vino dulce para quitar las penas.

    Besos de colores y luz para ti.

    ResponderEliminar
  28. Vino amargo es el que bebo, por culpa de una mujer...

    ResponderEliminar

  29. Que he regresado es evidente, y que traigo el baúl cargado de ilusiones para unos cuantos días también es un pensamiento acertado...

    Pero siempre se queda otro deseo en espera, y es la tentación de pasar por este espacio para satisfacerme de las letras y su contenido, siendo dejadas como aportación de ideas y creando un puente de amistad entre los amig@s, permitiendo pleno derecho a los sentimientos...

    Y eso me estaba esperando cada día recordándome que el tiempo es la madre del olvido, pero en esta ocasión se equivocaba, se equivocaba...

    Brindo por estar un día más a tu lado!!

    María del Carmen

    ResponderEliminar
  30. Querida amiga, entiendo tan bien lo que quieres decir! un abrazo afectuoso, abu

    ResponderEliminar
  31. Abuela
    Los amores se van el vino se queda, me encanto el poema, un abrazo cariñoso,

    ResponderEliminar
  32. El vino amargo de los sueños truncados o de los amores idos. El vino amargo de la soledad. Hay tantos.

    Un abrazo fuerte querida Abuela

    ResponderEliminar
  33. Excelente entrada, una muy buena publicación, un saludo.

    ResponderEliminar

Entre Chivitos

Entre Chivitos

Mateando

Mateando
Se ha producido un error en este gadget.