Me siguen...

Traductor

viernes, 4 de enero de 2013

MI MUNDO ALADO

En las mañanas abro puertas y ventanas, mis canarios alborotan su existencia celebrando la luz.  Me gusta mi patio a esa hora del día en que aun se huele el rocío, tomando mate recorro mis plantas mientras ellos comienzan a llegar llamados por el ruido del grano al caer en los comederos, enciendo el regador y comienza la fiesta.  Así de solitario es mi pequeño mundo al que trato de darle cada día el encanto que incentive mi gozo de vivir.  Confiados vuelan por la casa intercambiando trinos con los canarios que afanosos alimentan sus pichones.  A veces nos asustamos mutuamente cuando los encuentro dentro de la casa, pasan en vuelo rasante buscando las ventanas, en el arco iris del regador se bañan y  pasean buscando lombrices o insectos.  Me gusta la calma que llega con los años, sabia la vida nos compensa el movimiento con la contemplación y el descubrimiento de los pequeños mundos que nos acompañan, así lentamente las personas mayores comenzamos el regreso a la naturaleza asombrados de la simplicidad de la vida, nos tornamos seres silenciosos deambulando la casa vacía tratando de recordar la persona que fuimos.

22 comentarios:

  1. me ha pasado: "...nos tornamos seres silenciosos deambulando la casa vacía tratando de recordar la persona que fuimos..."

    Un abrazo.

    David

    ResponderEliminar
  2. Nos inunda la calma pero es una gran ventaja para ver pasar la vida despacito y tomarla a sorbos pequeños. Besicos.

    ResponderEliminar
  3. Para ti tambien y familia buenos augurios para el año que se inicia

    Cariños

    ResponderEliminar
  4. QUE LINDO MUNDO EL TUYO ABUELA. ES UN POCO MI MUNDO, SÓLO QUE EN LA CIUDAD HAY ALBOROTO Y RUIDO EN LAS CALLES, PERO SUELO ASUSTARME CON LOS GORRIONES QUE SE METEN EN MI CASA Y SE ESCAPAN AL VERME.UN BESO.

    MARIAROSA

    ResponderEliminar
  5. Este teu sopro de vida quase me atirou ao chão! Mas que apetite de viver. Fico feliz por ti, o mundo fica mais pequeno quando somos mais velhos, eu com 60 e já reformado antecipadamente, é por isso que o País não avança. Pagam-me para estar em casa a contemplar o arco ires e ouvir os teu pássaros. Resta-nos continuar com a obra que nos deixaram.
    Bom ano, bom fim de semana.
    Aceita um abraço e um beijo

    ResponderEliminar
  6. Mi querida abuela
    Siempre he disfrutado de tus relatos, me gustan tus letras y todo lo que nos compartes, pero esta vez es algo especial, tiraste la casa por la ventana...es una maravilla de relato, me encanto!
    Al leerlo me parece oler tambien el rocio de la mañana y ver y deleitarme con tus plantas, con tus canarios y con la calma y serenidad que nos describes.
    Gracias amiga!
    Abrazos.

    ResponderEliminar
  7. La vida puede ser muy sabia pero echa frutos cuando aprendemos a entenderla. Habrá quien pase por la vida sin entender las grandezas que esconde la simplicidad, y serán capaces de agotar hasta el último de sus esfuerzos para complicarse aún más que ayer.


    Besos

    ResponderEliminar
  8. Feliz año, Abuela. Seguiremos recreandonos felizmente con tus estupendos relatos. Contando historias, descubriendo la hermosura de los mil detalles de la naturaleza...

    Un abrazo.

    Luis.

    ResponderEliminar
  9. Una imagen de paz y felicidad en tus letras
    Abrazo

    ResponderEliminar
  10. Precioso tu post. ¡Gracias por tu visita, feliz y santo año!
    Un abrazo. Muchas bendiciones.

    ResponderEliminar
  11. Sus relatos despiertan los sentidos de tal modo que he escuchado esos canarios, olido el rocío y saboreado el mate; he visto la luz que entra por las ventanas y acariciado las hojas de las plantas.

    Feliz fin de semana, madame. Espero que haya comenzado maravillosamente el año.

    Bisous

    ResponderEliminar
  12. Querida amiga, que los Reyes Magos te regalen lo mejor para vos. Besos.
    Muy bueno tu relato. Me trajo recuerdos.

    ResponderEliminar
  13. Querida abu, me encanta compartir tu pequeño-gran mundo de tu mano. A mí, por lo menos, me produce una gran placidez visitarlo. Un besote muy grandote.

    ResponderEliminar
  14. Pequeñas cosas de tu vida que se hacen grandes grandes. Que la magia y la ilusión se apoderen de ti y tu gente esta noche. Abrazos desde España.

    ResponderEliminar
  15. AHHHHHHH, TODAS ESAS IMÁGENES ME RECUERDAN MI INFANCIA...

    ResponderEliminar
  16. Aprendo de ti, querida Abu.
    Y respiro la calidez natual de tu hogar y me llegan los trinos de los pájaros.
    Montón de besos

    ResponderEliminar
  17. ABUELA, DAMBULAMOS BUSCANDO, QUERIENDO DESCUBRIR COSAS MAS PEQUEÑAS AUN Y AL HACERLO NOS LLENARAN DE GOZO EL CORAZON....LA VERDAD
    ESTA EN ESAS PEQUEÑAS COSAS (MIRA QUE DESCUBRIMIENTO AÑEJO!) ESAS COSAS SON GRATAROLAS TOTALMENTE Y SIEMPRE HAN ESTADO ALLI, SOLO HAY QUE SABER DESCUBRIRLAS Y ESO SE LOGRA CON LA EDAD QUE TE HACE MAS SABIO...SALUTE GARIBALDI Y BUEN AÑO

    ResponderEliminar
  18. Creo que aspiro a ese mundo tuyo en unos años, tan lleno de paz y armonía...Un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Hola Amalia
    Soy Genetticca, cambié mi cuenta por necesidad.

    Creo que aciertas en tu escrito, aunque te confieso que yo,desde muy pequeña, me entiendo mejor con la naturaleza,ahora, mas crecida, ya casi formo parte de ella, cada vez soy más barro y menos carne.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  20. Por éste tipo de detalles es que la vejez recuerda tanto a la infancia... Pero con sus diferencias, claro.

    Suerte!

    J.

    ResponderEliminar
  21. Qué hermosura y recibir el olor del campo al abrir las ventanas y recibir esa calma y esa paz de la naturaleza, lo comparto Abuela, bellísima prosa para leer muchas veces y refrescar el ambiente. Me encanta. Besos.

    ResponderEliminar
  22. Reflexión profunda y muy visual, Abuela. Me gustó.
    ¡Saludos!

    ResponderEliminar

Entre Chivitos

Entre Chivitos

Mateando

Mateando
Se ha producido un error en este gadget.